'Conservatives'


Noviembre 2015

En clase de "Experimentales" nuestros alumnos de 1º y 2º de Primaria desarrollaron un experimento sobre conservantes llamado "Conservatives". El principal objetivo consistía en aprender los métodos para la conservación de los alimentos y concienciar a los alumnos de la presencia ubicua de bacterias. Comenzaron, como siempre, haciendo uso del método de trabajo científico o hipotético-deductivo.
Para introducir el experimento, se preguntó a los alumnos si habían observado la caducidad y putrefacción de los alimentos y si sabían qué los provocaba. Se les animó a que comentaran sus conocimientos sobre las bacterias, y se les preguntó si sabían lo que es un conservante y si conocían la función de los conservantes en alimentación.
En el experimento queríamos ensayar tres potenciales conservantes: sal, vinagre y zumo de manzana.
La hipótesis a testar fue "la sustancia X tiene carácter conservante" (donde X es cada uno de los potenciales conservantes). Se rellenaron cuatro vasos con agua hasta ¾ de su capacidad. Se añadió a uno de los vasos dos cucharadas soperas de sal, a otro dos soperas de vinagre y a otro la misma cantidad de zumo de manzana. El cuarto vaso se rellenó con agua. Los vasos se rotularon con el nombre de la sustancia, se cubrieron con film transparente y se dejaron reposando en el laboratorio.
Pasadas dos semanas, se comparó el grado de turbidez de los tres vasos y se anotaron los resultados. Se rechazó la hipótesis del carácter conservante para el zumo de manzana (que estaba más turbio que el vaso de control con agua, puesto que los azúcares habían favorecido el crecimiento bacteriano); se aceptó la hipótesis para la sal y el vinagre, que son efectivos conservantes y mantuvieron el agua clara al limitar el crecimiento de bacterias.
La conclusión del experimento fue que algunas sustancias tienen la capacidad de inhibir el desarrollo de las bacterias y que por tanto tienen utilidad en la conservación de los alimentos.