'Me encanta la libertad con la que puedo enseñar algo tan apasionante como la Historia'


Dña. Lola Caraballo Millán
Licenciada en Geografía e Historia y también en Antropología. Ha impartido clases de Historia en diversos cursos. También ha sido tutora y directora general de E.G.B., entre otras muchas cosas.
Actualmente imparte Historia en Secundaria.

Cumplió 25 años en el Colegio en el curso 2013-3014 y recordamos a continuación la entrevista que con tal motivo nos brindó en su día.

¿Por qué eres profesora?
En mi caso, la vocación surgió en una edad muy temprana. Me encantaba ir al Colegio y aprender. Además, tuve un magnífico ejemplo en mi madre, que fue profesora y le apasionaba. Supo inculcarme el amor a esta profesión.

Si no fueras profesora, ¿a qué te dedicarías?
Posiblemente a la medicina. Dudé entre estudiar Historia o Medicina. Me gusta estar informada de los avances científicos y podría combinarlo con otra de mis pasiones: viajar. Así que ahora podría estar en cualquier país de Sudamérica dedicada a temas de medicina preventiva, atención a niños…

¿Recuerdas tu primer día de clase?
¡Cómo no! Recuerdo perfectamente cómo iba vestida y cómo me taconeaban, de manera involuntaria, los zapatos al iniciar las clases. También el ánimo de mis padres: '¡Tranquila, Lola, todo va a ir muy bien!'

Después de tantos años, ¿en qué ha cambiado el Colegio?
Es evidente que ha cambiado. El año en que me incorporé se pasaba de 400 a 600 alumnos. Han cambiado las instalaciones, el número de alumnos y profesores, pero para mí hay algo que sigue siendo igual: la relación, la cercanía y la preocupación por nuestros alumnos, así como el ambiente de trabajo. Es como una gran familia.


¿Qué es lo que más te gusta del Colegio?
¡Son tantas cosas! ¡He pasado más de media vida aquí! Quizás, la inquietud permanente por mejorar. Y, sin lugar a dudas, el día a día con mis alumnos y compañeros. Cada jornada es diferente, nunca sé lo que puede pasar. Por otro lado, la libertad con la que puedo enseñar una materia tan apasionante como la Historia.

¿Sabes cuántas promociones han pasado por tu aula?
¡¡Al menos veinticinco!! No sabe la alegría que me da cuando en los sitios más variopintos me encuentro con antiguos alumnos y me cuentan cómo les ha ido en la vida, a qué se dedican o me enseñan las fotos de sus hijos. Aunque no se lo crea ya he asistido a la boda de varios de mis antiguos alumnos, recibido noticias del nacimiento de alguno de sus hijos o la invitación a la lectura de su tesis doctoral.

¿Cuál consideras tu mejor curso/año escolar?
Para mí, todos han sido buenos pues me han permitido conocer y trabajar con personas increíbles. Pero señalaría como especiales el primero, allá por 1989, y el de 2011, cuando el Colegio cumplió veinticinco años y 'nos fuimos a Roma'. Fue un reto personal y profesional.

¿Podrías contarnos alguna anécdota?
Podría contarte miles. Mi querida Mª Carmen, secretaría de nuestro Colegio durante muchos años, y yo, acordamos escribir un libro recogiendo las anécdotas más divertidas algún día. Es una tarea pendiente…

Muchas gracias por todo, Lola.
Me gustaría dar las gracias a todos por compartir conmigo esta noble aventura durante tanto tiempo y cómo no a ti, Pedro. Para mí es un honor que después de tantos años siendo tu profesora de Historia y Tutora, seas ahora mi compañero de trabajo y de viaje.